« Home | ESCASAS MAÑANAS » | BARRIOS EN LAS VENAS » | IMÁGENES »

¿QUIÉN LLEVA LA CARROZA?


¿QUIÉN LLEVA LA CARROZA?

(Coro en rubbayát[1] a unos poetas de España)


Quizás sea Dios
quizás seamos nosotros
convirtiéndonos en Él
quizás sea cualquiera...

nacemos gritando, nacer es un quehacer
y en cada cumpleaños, renacer es más difícil
nos llevan los pasos, nos lleva el ritmo
eso está revuelto, ¿quién lo desordena?

quizás sea Dios
quizás sean los ángeles...
por estos barrios del mundo
ya no pasan los bomberos...

jugamos al escondite.. entre nuestros adentros
este ruido de coches bombas
¿de dónde procede, quién lo reproduce?
cerramos los oídos y andamos sin ojos...

¿dónde para este gusano, quién nos conduce?
preguntamos al cielo, a las nubes, a la nieve
interrogaciones retóricas.. la luna sonreía, blanca,
casi verde, como rimas andaluzas, en galas de llanto...

y levantaba el índice, hacia el cielo diciendo:
¡es Él, Dios, escondido entre nosotros!
y mientras tanto el tiempo, lentamente corría
siguiendo la vida, yo qué sé adónde...

al gusano le da por echarse al suelo
de risas y carcajadas, al rey por lo mismo
y al poeta le da, por escribir solo,
sólo por las noches, oyendo estos coches, espoletas, pasando...

vivir es dar, todas las cosechas
a la hormiga gigante, que lucha en el desierto
luchando por vivir
es premiar al sapo, por alegrar el bosque con su canto...

quizás viviendo seamos hombres
quizás tengamos nombres
quizás no pase nada, llegamos con el alma
sangrando a cuestas, a la muerte que espera...


allá cantando nanas, “Nanas de la cebolla”
picoteados en el pecho, como el toro de la fiesta
o aquél que abría surcos, caminos hacia Dios
por donde nadie anduvo, para alcanzar la Luz...

todo parecía roto, se reflejaban sombras
en otras en el rincón de una taberna remota
se veían en todos los instantes Luces
reluciendo de la Bohemia, verdaderas luces...

y como Max ha vivido como una Estrella
tendrá que morirse como una estrella
para volver a lucir, en otro atardecer:
los ojos no ven cuan ven las almas...

al titilar las luces, se descuelgan del cielo
del corazón que late, estrellas cariñosas
amando a los ojos, que las miran amando
nos vemos reflejados en las pupilas del otro...

cuando nuestro amor se extiende creciendo
nos volvemos locos de amor colectivo:
abrazamos a la madre sintiendo la ciudad
y traicionamos a la querida, nos acostamos con el pueblo...

cuando nuestro amor sea excelso, amaremos sin límites
amor con muchas ganas, amor sin recompensas
amor puntualísimo, como las doce en punto
de cualquier Nochevieja.. amor sin esperar nada...

vivir es vivir, ni más ni menos
escribir es felino y amar es preciso..
vivimos caminando entre estos laberintos
del mundo que nos rodea, vivimos a ciegas...

entre guerras salimos, entre estos odios
y rencores arcaicos, salimos del caos
poetas sin lenguas y sin eco de las voces
derramando esperanzas y preguntando por el cabecilla:

¿QUIÉN LLEVA LA CARROZA?



Tetuán, Madrid.


[1] Los rubbayát son poemas de cuatro versos, los más conocidos son los rubbayát de Omar Jayám.

About me

  • I'm Antar H. A.
  • From
  • "De tanto amar y andar salen los libros, y si no tienen besos a legiones, y si no tienen sangre a manos llenas, y si no tienen mujer en cada gota, deseo, hambre, cólera, caminos; entonces no sirven para espada ni para escudo" Pablo Neruda
AUTOR

Estos textos son parte del libro OTROS CIELOS, que puedes adquirir poniéndote en contacto conmigo. Precio 15€ más gastos de envío.

antaron2002@yahoo.es

Estadisticas y contadores web gratis
Oposiciones Masters